El ex líder rebelde Guy Philipe volvió a dirigir un mensaje al pueblo haitiano invitándolo para que a partir de este lunes se lancen a las calles  demostrar con determinación y valor a  algunos sectores internacionales y al primer ministro de Haiti, Ariel Henry, de que esa nación caribeña quiere un destino  diferente y seguro.

Destacó que ha llegado el momento de que los policías serios y todo el pueblo salgan a las calles con toda la fuerza y​determinación para mostrar a los sectores internacionales, Ariel Henry  y todos los demás de que todos somos uno.

Indicó que es momento de tomar nuestro destino en nuestras manos no dejemos que los malos haitianos sigan masacrando y pisoteando a un pueblo que lo que quiere es paz y desarrollo.

“El pueblo haitiano no acepta ninguna presión de la mano del Embajador, somos un pueblo soberano, tenemos una hermosa historia. Las cosas hoy no han terminado, precisamente porque siempre hemos dejado que nos dicten y decidan lo que podemos hacer y lo que no podemos hacer como pueblo” resaltó el líder líder rebelde en un mensaje colgado en un video que circula  en las redes sociales.

Guy  Philipe manifestó que todos con esa acción lo que quieren es la  paz, buscar la tranquilidad, ver el país sereno para lograr  ver a los niños caminar seguros con la oportunidad de ver que todos tuvieran comida en su plato.

Significó que la revolución nunca se detendrá hasta que encontremos que las personas que han gobernado presionen para llevar a Haití a donde debe ser llevado. No hemos olvidado de dónde venimos. Queremos un cambio para movernos a un lugar mejor y seguro.

Dijo que el  7 de febrero es una fecha muy importante en la historia política de Haití, porque es el día en el que cada cinco años debe asumir el poder un presidente elegido en las urnas.

De momento, agregó, no hay indicios de que vaya a haber elecciones en Haití este año. En efecto, todavía no se ha puesto en marcha el Consejo Electoral. Y antes de las elecciones está prevista una revisión constitucional.

Guy Philipe

Elegido senador de la República en las elecciones de 2016, Guy Philippe fue detenido en enero de 2017 por la Brigada de Lucha contra el Tráfico de Drogas (BLTS) y extraditado a Estados Unidos. Fue detenido sin haber tenido tiempo de jurar su cargo.

 Philippe lideró una revuelta armada entre 2003 y principios de 2004 que, combinada por presiones de fuerzas internas y de la comunidad internacional, obligó a presidente Aristide a abandonar el poder y tomar el camino del exilio que lo llevó a África.